Vestidos de Ceremonia para Niñas Quinper

Vamos a ir de boda en el mes de Junio. Se casan dos de nuestros más antiguos amigos que llevaban viviendo en pareja algo más de 10 años.

Son una pareja sin niños, que a pesar de haber seguido todas los consejos de como quedar embarazada, no lo han conseguido. A pesar de ello, son una de las parejas más felices aparentemente que yo he conocido a lo largo de mi vida. Con motivo de la boda, por lo civil, quiere que en la finca en la que se celebra, haya una pequeña ceremonia que simule lo que ya habrán hecho el día anterior en el ayuntamiento del pueblo, y a la que estaremos invitados los más íntimos.

Bueno, a lo que voy, mi pareja y yo tenemos dos preciosas niñas de cinco y siete años, a las que mis amigos Pedro y Claudia, quieren como si fueran suyas, por lo que nos comentaron que les encantaría que las niñas hicieran de acompañantes de la novia, tanto en la ceremonia en el ayuntamiento, como en la celebración con todos los invitados a la cena en la finca.

Ante esto, nos encontramos con la tesitura de elegir el mejor entre los vestidos ceremonia niña que podamos encontrar en las tiendas de vestidos de ceremonia que hemos visto.

Son muchas las marcas o fabricantes, pero hay algunas que han destacado entre todas las demás, estas son las de quinper, confecciones alber, anavig y alguna más que no nos han resultado adecuados.

La primera marca, quinper, se caracteriza por vestidos de corte, a mi modo de entender, muy ceremonial. Su corte es muy parecido, salvando las distancias a los vestidos de comunión que podamos comprar para nuestros pequeños. Esta es la opción que más nos ha gustado tanto a la novia, como a mi.

La segunda opción es la de vestidos de la marca confecciones alber, con un corte y una tela muy elegante, pero no tan serios como los anteriores de quinper. Estos vestidos, los podríamos usar en otras ocasiones, mientras que los de quinper, es difícil volver a usarlos, ya que son muy de ceremonia.

Por último, nos queda la opción de los vestidos de anavig. Estos son vestiditos muy bonitos, pero a mi modo de entender, muy de muñeca.

Así que yo creo que nos vamos a decantar por los de la marca quinper, con la única desventaja, que muy probablemente no podremos usarlos más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *